viernes, 8 de noviembre de 2013

El fracaso de los políticos españoles

Como leeríamos en las evaluaciones trimestrales de la E.S.O. en materia de política: "no evolucionamos favorablemente".

La verdad es que algún día me gustaría ver como valoramos positivamente a nuestros políticos, de verdad que sí. Y me refiero a todos los grupos, eso significaría que lo hacen bien y que las respectivas oposiciones lo hacen de manera constructiva, sean cuales sean.

Imaginad por un momento que las sucesiones en el gobierno se hicieran porque el grupo electo propusiera algo mejor aún que el gobierno saliente y no como ahora, que el entrante lo hace por desencanto del anterior.



Las valoraciones de los políticos españoles del CIS en julio de 2013

Hace ya unos meses de la encuesta que realizó el CIS a los españoles para determinar cuál era la valoración que daban a los políticos. Me he quedado con los cuatro principales dirigentes de los partidos de representación nacional, pero para el caso da un poco lo mismo puesto que el resto tienen unas valoraciones similares. Teniendo en cuenta que la mejor valorada fue Rosa Díez (4,12) podéis haceros una idea de cómo esta el patio en cuanto al resto de los dirigentes.


La verdad es que las razones que nos llevan a calificar de esta manera a la clase política en general son de confianza, al menos eso es lo que los medios de comunicación quieren trasmitirnos. Por supuesto que hay mala gestión, corrupción e intereses políticos que hacen al ciudadano desconfiar.

Sin embargo la verdadera razón es que aún hoy siguen existiendo dos Españas. Las eternas izquierdas y derechas enquistadas en lo más alto del poder, de las administraciones, de los medios de comunicación...

Me da mucha pena cuando oigo declaraciones como la del Sr. Garzón, instando al PSOE y a IU a "derrotar a la derecha", o al revés, hace unos años cuando se deslegitimaba cualquier acción del partido socialista para desgastar y derrotar su mandato.

Ese pensamiento inamovible se instala en las mentes de los votantes y éstos, que votan en las encuestas, califican de manera irracional con suspensos a quienes no comparten sus ideas. Y lo hacen sistemáticamente. Y así no vamos a ninguna parte.

¡No se trata de derrotar!

No lo aprenderemos nunca, "o estás conmigo o estás contra mí" ya no puede ser el lema. Así no avanzamos. Lo que tampoco puede ser es que ley que implanta un gobierno, ley que tumba el siguiente. Eso no nos lleva a ningún sitio. 

Nos quedamos estancados, perdemos nuestras energías en seguir manteniendo esa España gris, sin rumbo y pendular, con un futuro predecible, que además, ni gusta a dirigentes extranjeros ni a los todopoderosos mercados.

Por favor, pónganse de acuerdo, hagan leyes conjuntamente, dejen de meter la mano en el bolsillo del estado, reconozcan sus errores y trabajen para España, no para ustedes. Ya verán como poco a poco la gente eleva sus notas y pueden pasar de curso.

Pablo.







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Opina libremente. Añade aquí tu comentario.

Seguro que también te interesa

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...