viernes, 14 de marzo de 2014

¿Cómo hacer un buen equipo de trabajo?

Todos hemos tenido que trabajar en equipo alguna vez, ya sea porque hemos hecho trabajos en el colegio, en la universidad, en nuestro trabajo actual... pero también en la vida real hacemos equipos de trabajo para resolver problemas o simplemente en el transcurso normal de nuestras vidas.

Pero también es cierto que a menudo fracasamos en nuestros objetivos por no haber sabido gestionar las dificultades con los recursos que tenemos, y que son lo más importante: tus compañeros.

Todos sabemos cuáles son nuestros puntos más fuertes y los más débiles y si conocemos bien a las personas que nos rodean seguro que podremos deducir con el tiempo cuáles son los suyos. Pero si eres o vas a ser un empresario, es imprescindible saberlo antes de comenzar.


Saber escoger a las personas que trabajarán contigo


Si eres emprendedor o si vas a montar una empresa probablemente acabes necesitando más gente para sacar adelante tu negocio. En mi caso lo tuve claro, asociarme con arquitectos como yo. La arquitectura es una disciplina que requiere de muchos conocimientos al mismo tiempo para sacarla adelante.

Por una parte conocimientos técnicos (imprescindibles), por otra los gráficos, los administrativos, los comerciales... Un estudio de arquitectura es un organismo complejo, que aunque puede ser manejado por una sola persona, se hace muy difícil cuando los encargos alcanzan cierta complejidad.

Cuando se sabe los potenciales de uno (y también sus carencias), se puede empezar a buscar al resto de los colaboradores que complementarán el total del equipo. De poco te va a servir que empieces un negocio con trabajadores que dominen sólo los conocimientos técnicos, o sólo los administrativos. Ésto que parece una obviedad, es la causa de la desaparición de muchos pequeños negocios que se van al traste por culpa de una primera mala elección.

Estudia los perfiles de tus trabajadores o socios antes de comenzar con tu aventura.

Proveedores exteriores

Si tu negocio está teniendo éxito pero no tanto como para abrir nuevos departamentos, necesitarás encargar ciertos trabajos, productos o servicios a empresas ajenas hasta que puedas asumirlos como parte de tu propia empresa.

En nuestro caso, contamos con un estudio de ingeniería para realizar las instalaciones de los proyectos de cierta entidad, así mismo y como correspondencia nosotros colaboramos con ellos para hacerles las imágenes finales (infografías) de algunos proyectos.

Pero no sólo servicios que complementan nuestro trabajo, también se necesitan productos para el desarrollo de la actividad. Necesitarás un buen proveedor de material de oficina: papel, cartuchos de impresoras, lápices, carpetas... otro de material informático: ordenadores, impresoras, monitores... otro de transporte, como UPS... un sinfín de proveedores que tendrás que valorar, comparando sus precios de servicio, de entrega de paquetería, de precios... para prosperar con tu empresa.

Conclusión

En cualquier caso, no desesperes en la labor de encontrar a quién o qué mejor complemente tu negocio, tarde o temprano lo hallarás. Los americanos tienen una filosofía con el mundo empresarial, tendrás que fracasar con dos empresas para que la tercera sea todo un éxito. Yo espero que tu caso no sea ese, te animo a que emprendas y a que te desarrolles como emprendedor. También espero que mis artículos te ayudan a no cometer algunos errores en los que yo caí algún día.

Como decía Peter Drucker: "Emprender no es ni una ciencia ni un arte. Es una práctica".

Pablo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Opina libremente. Añade aquí tu comentario.

Seguro que también te interesa

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...