viernes, 27 de marzo de 2015

Me hago empresario...PARTE 2

Después de unas semanas de locura tratando de cerrar temas a la par que se abren otras muchas, trato de escribir esta segunda parte para contar los avances con el tema de mi nuevo proyecto.

Os dejo el link de la PARTE 1 y continuo con los avances...


El local.

Imagen de la estructura de madera y ladrillo macizo.
Ya os comenté sobre el tema del local, pero la novedad es que quedó cerrado el tema del contrato de arrendamiento, un viernes a las 20h y en un bar, a la española. La verdad es que tiene un precio bastante bueno, teniendo en cuenta la situación.

En todo momento la propiedad ha tenido una actitud muy buena para la negociación de las condiciones, ya que el precio de partida, si bien bajó, estaba muy ajustado y en precio de mercado.

De las condiciones a negociar, una de las más importantes es el tema de la carencia, que son esos meses que el arrendatario otorga en gracia al inquilino para adecuar el local sin tener que pagar el alquiler. En nuestro caso se cubre el tema de la duración de la obra y si cumplimos calendario cubrirá también los dos primeros meses de apertura.




La obra.

El primer inconveniente antes de empezar la obra ha sido que el propietario había dado de baja el contrato de la luz, luego hemos tenido que solicitar luz de obra para poder empezar a trabajar. Esto ha supuesto un gasto añadido puesto que esta gestión nos ha obligado a solicitar boletín a un electricista y va a quedar en saco roto puesto que hay que empezar los trámites para solicitar el suministro definitivo a la compañía.

Respecto al local en si, según se ha ido despejando tabiquería y recubrimientos ha salido a la luz la estructura de madera del edificio. En algunos puntos se puede convertir en un impedimentos para la distribución que teníamos planteada, pero por otro lado puede dar un aspecto muy interesante a la tienda una vez montada.

La idea es terminar la obra durante el mes de abril aunque reconozco que puede estar el plazo un poco justo, pero en este tema hay que plantearlo con la fecha justa porque sino seguramente se alargue.

La obra va a ser principalmente un lavado de cara del local, primero dejarlo lo más diáfano posible eliminando tabiques para abrir visualmente los espacios. Luego respecto a la imagen la marca tiene una muy particular donde predomina un look muy industrial, así que lo que esta roto se quedará roto o se arreglara para que parezca aparentemente roto...


Ahora empieza lo difícil.

Pues si, ahora es cuando se están juntando todos los temas, y la cosa no ha hecho más que empezar.

Por un lado hay que controlar el tema de la obra para que no se retrase ni un solo día, y mientras hay que estar en contacto con la franquicia para que el suministro de la mercadería comience a la par que se vaya terminando la obra, de tal manera que se irán solapando trabajos y se convertirá en una auténtica locura...confiemos en saber mantener la organización.

Os cuento un par de temas importantes de los que están surgiendo


Los gastos.

Este punto asusta de verdad. Si bien teníamos una idea de los gastos que íbamos a tener, como es normal, han ido surgiendo nuevos. Por ejemplo el que os comentaba al principio de la luz, ha supuesto un desembolso de alrededor de 300 € que no contábamos con ellos.

La rabia de esto es que para contratar el suministro definitivo tendremos que realizar un nuevo boletín, y como es local de pública concurrencia debemos realizar proyecto eléctrico. Aquí agradezco al ingeniero que nos hace estos trabajos que nos ha hecho un precio increíble sabiendo que en esta ocasión es directamente para nosotros.

Idem con el tema de los escombros. La persona que está haciendo la obra dijo que no se pidiera contenedor inicialmente ya que como el local era muy amplio podían hacer acopio de escombro e ir llevándolo con sus medios.

Al final debido a contratiempos ha habido que solicitar ocupación de vía pública para instalar un contenedor.


Más sabe el diablo por viejo que por diablo.

En este apartado os quiero contar dos ventajas que nos ha proporcionado el hecho de haber tramitado licencia de otros dos locales de la marca, y de haber llevado la dirección de obra.

El primer primer lugar para tratar de abaratar costes es que hemos encargado la obra a la persona que nos las hace siempre. Como es normal en este tipo de operaciones la matriz te ofrece equipos que realizan los trabajos necesarios en el local, pero en este caso nosotros nos dedicamos a este tema, y en lugar de tener que pagar intermediarios, lo realizamos directamente nosotros.

El segundo punto está también relacionado con el anterior pero merece mención aparte ya que en esta marca está completamente registrado: la iluminación. En el local anterior para el que tramitamos la licencia conocí y trabajé con el electricista, que a su vez era una subcontrata de la empresa que realizaba la obra, tiene en su haber la instalación de electricidad de dos tiendas.

En ese momento vi muy útil guardar ese contacto, y hace unos días cuando le llamé y le conté el caso estuvo encantado de aplicar su experiencia en las tiendas anteriores para esta nueva.


Para terminar...

Ya para terminar quería contaros que está siendo verdaderamente difícil plasmar en el blog todo este tema ya que como veis lo estoy haciendo de manera muy abstracta y sin desvelar nada porque este no es el medio. Trato de no dar nombre de nada.

Estas entradas son una mezcla de temas de empresa, de arquitectura, de retail... aplicadas a un ejemplo práctico y en tiempo real.

En la siguiente entrada espero poder poneros ya alguna foto del interior con los acabados pero si develar imagen de marca y esas cosas.

Seguimos contra reloj...

Gracias por leerme.

Ricky.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Opina libremente. Añade aquí tu comentario.

Seguro que también te interesa

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...