martes, 23 de febrero de 2016

Regalos baratos para arquitectos. ¿Qué le regalo a un arquitecto por menos de 40 euros?

¿Existen realmente regalos baratos para arquitectos?


La respuesta a esa pregunta es un sí rotundo. Los regalos para arquitectos tienen que ser insólitos, únicos, como lo somos todos nosotros. Pero eso no quiere decir que no sean prácticos, ni baratos ni difíciles de encontrar.

El hecho de que a los arquitectos nos encanten los objetos insólitos nos viene de nuestro período como estudiantes. Había que destacar por la rareza de nuestros proyectos, por la innovación, por la adaptación y por ser los más vistosos. Quizá no era la mejor solución, ni la más económica, ni la más funcional, pero ¡qué pinta tenía en el papel!.

Aún recuerdo como un profesor dejó de dirigir la palabra a un amigo porque en su primer proyecto había puesto una barbacoa, una pista de tenis y una piscina. Que tiempos. Claramente aprendimos la lección, había que ser distintos en cada cosa que hiciéramos.

Por supuesto eso tuvo repercusión inmediata en nuestras personalidades, en nuestros hábitos y en nuestras aficiones... y en nuestros regalos.




Me he propuesto encontrar los regalos para arquitectos que me gustarían que me hiciesen con una condición: que no superen los 40 euros. Vamos con ellos:

1. Tazas que cambian de color


No es casualidad que la segunda bebida más consumida en el planeta sea el café. Nos pone las pilas y hace que seamos más productivos. A los arquitectos nos encanta, además lo necesitamos para estar delante del ordenador horas y horas.

Pero no puede ser una taza cualquiera, tiene que tener algo especial, ¿por qué no una que cambie de color con la temperatura?. Aviso importante: también vale para el té.

Y así ya de paso no se le olvida lo que es la trasmitancia térmica de un material.



2. Cubo de Rubik para arquitectos


Todos conocemos el cubo de Rubik, quien más quien menos ha intentado resolverlo en alguna ocasión. Además el cubo es una figura geométrica que amamos los arquitectos, pero un momento, no puede ser un cubo normal ¿Qué es eso de que tenga muchos colores?, y ¿por qué tienen que ser todos los cubitos del mismo tamaño?, pues eso, regalo para arquitectos en toda regla.




No hay nada más soso en una casa que un paño gigante de pared sin nada de nada (salvo que sea minimalista claro). Lo mejor es tener un Zóbel, un Malévich o un Miró, pero claro eso vale un dinero y aquí hablo de regalos para arquitectos por menos de 40 euros, así que...

Una buena idea para llenar ese enorme vacío blanco en el que se pierden nuestras miradas es colocar un mapamundi en PVC pero hecho con palabras. ¡Cuántos planos hechos con palabras habré visto yo en la escuela de arquitectura!.






Si hay una cosa que hacemos a menudo los arquitectos es trabajar por las noches, no porque nos guste realmente, si no porque a veces no te queda otra. Ese plano o esa memoria de calidades tiene que estar mañana por la mañana sí o sí.

Así que toca estar pegado al ordenador para terminarlo, hasta que hay que levantarse al servicio o la cocina a por algo de comer (o de beber). Pues ya no hace falta despertar a todo el mundo encendiendo la luz. Con esta luz LED con sensor de movimiento podrás coger tu vasito de leche (o de tequila) sólo acercándote al frigorífico. Así de fácil, y encima eficiente energéticamente.





Este invento es de los útiles de verdad. Si eres arquitecto o conoces a un arquitecto sabrás que tiene gadets electrónicos por todas partes. Por supuesto el portátil o la estación de trabajo, los monitores, el flexo, el cargador del móvil, de la tablet, la impresora pequeña, el plotter, el router... en fin qué te voy a contar que no sepas.

Pero no pensaras en regalarle una regleta convencional ¿no?, creía que eso había quedado claro. Sí, tiene que ser especial, modulable, desmotable (y todos los demás "ables" que se te ocurran). ¿Y por qué no con forma de cubo?. Ya sé, otra vez el dichoso cubo, pero te lo digo de verdad, nos encantan.




Otro gadget para el escritorio que puede resultar útil de verdad. Un altavoz bluetooth que encima tiene manos libres, para poder estar hablando con el cliente mientras estás dibujando con una mano y con la otra en el teclado haciendo mediciones en Autocad. 

Esas pequeñas cosas que nos hacen todo un poco más fácil. A mi me gusta mucho, voy a recomendarlo a un familiar que siempre me pregunta qué quiero por mi cumple.

Te dejo aquí el link por menos de 18 euros en Amazon.






Un indispensable para los que utilizamos los dispositivos móviles constantemente. Con salida USB, para que te hagas una idea puede cargar el iPhone 6 unas 7 veces. Si el dispositivo tiene menos capacidad lo podrás cargar incluso más. También vale para tablets, pc... si te interesan otros tipos de cargadores te dejo esta dirección en la que hablan de unos cuantos.

No dejes que se quede sin batería justo cuando más lo necesita. Además es uno de los modelos más elegantes que he encontrado , pero para gustos los colores.




Para conseguir un ambiente adecuado, y un arquitecto lo sabe perfectamente, hay que reunir ciertas condiciones de temperatura y humedad. A eso se llama zona de comfort. En muchas ocasiones no se da ni la una ni la otra, por eso las viviendas tienen distintos sistemas, tanto pasivos como activos para alcanzar esas condiciones.

Pero basta de perorata técnica, el hecho es que no siempre tenemos una humedad adecuada. En concreto yo lo noto cuando llevo muchas horas delante del pc, se me secan los ojos enseguida. Una buena manera de tener controlada la humedad ambiente es mediante un humidificador . Por supuesto también se pueden extraer aromas con él. A gusto del consumidor.





Este regalo es más para el día a día. A menudo hago entregas de planos a los clientes, no siempre puedo traerme la carpeta de vuelta y acaba siendo un regalo para el cliente en cuestión. No me queda otra que comprar unas cuantas para tener (no vaya a ser). Y nunca está de más tener una por si las moscas.






¿Había dicho ya que a los arquitectos nos gusta el café?, y ¿que trabajamos mucho por la noche?. Pues no creo que haya que añadir más, he aquí la Dolce Gusto de Krups. Compacta, económica y con un diseño elegante. Y como lo prometido es deuda, por menos de 40 euros.



Como diría el famoso grupo cómico Les Luthiers "¡Y fuera de programa!" traigo Lego Arquitectura. Añado que fuera de programa porque la he encontrado por 40,80 euros (es un poquito más que lo prometido, pero seguro que me lo perdonáis). Hay muchos ejemplos, pero muchos de ellos más caros que éste: La Fontana di Trevi, la que probablemente es la fuente barroca más famosa del mundo.

Espero que alguno de los regalos te haya convencido, unos cuantos valen menos incluso de 10 euros, así que realmente no tienes escusa para no hacerle un buen regalo. 

Te dejo también otras ideas si tienes un poco más de presupuesto por si quieres echarle un vistazo a la primera parte de ¿Qué le regalo a un arquitecto?.






4 comentarios:

  1. Muchas gracias por proporcionar ideas para futuras ocasiones.
    Lo más importante es hacer confortable la vida a un arquitecto.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por proporcionar ideas para futuras ocasiones.
    Lo más importante es hacer confortable la vida a un arquitecto.

    ResponderEliminar
  3. yo le he regalado a mi hijo, futuro Arquitecto, el Lego Arquitectura...y ha flipado jejeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Lego es bueno para todas las edades!, le ayudará a comprender muchas más cosas además de la arquitectura. ¡Que lo disfrute!

      Eliminar

Opina libremente. Añade aquí tu comentario.

Seguro que también te interesa

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...